Como pescar carpas

La carpa, hábitat y morfología

La carpa, un pez de tamaño considerable de la familia de los ciprínidos. Este tipo de pez es muy deseado entre los aficionados a la pesca deportiva, más concretamente a los de carpfishing o pesca de carpas. Según su morfología nos damos cuenta de que las carpas tienen un pequeña boca en comparación con su cuerpo, esta boca lleva consigo 4 barbillas sensoriales situadas dos a dos. La parte lateral tiene un color dorado, además su aleta dorsal es muy larga y fuerte con un color con tonos más oscuros. El cuerpo de la carpa esta compuesto de entre 32 y 40 escamas laterales, este tipo de pez se ha criado de forma intensiva por su alto valor recreativo, generando varios tipos de especies de carpas, cada una con unas características singulares. Por ejemplo podemos encontrarnos con la carpa Royal, carpa Cuero o Común, la carpa Kóllar. El hábitat de esta especie se encuentra más cómoda en zonas de aguas calmas y preferiblemente cálidas. Las hembras desovan a últimos de primavera en lugares con poca profundidad y mucha vegetación, el número de huevos aproximado por puesta ronda entre los 100 mil y 200 mil. Podemos considerar a la carpa un pez omnívoro ya que comen desde pequeños peces hasta vegetales de fondo.

  • Nombre científico: Cyprinus carpio
  • Familia: Cyprinidae
  • Orden: Cypriniformes
  • Clase: Actinopterígios (peces con aletas radiadas)
  • Peso máx.: 37 kg..
  • Longitud máx.: 120 cm.

Técnicas para la pesca de carpas y barbos en superficie

Como pescar carpasEs en primavera cuando los embalses cogen reservas de agua, inundando zonas que antes eran praderas es un estupendo momento para lanzarnos en la búsqueda y captura de grandes carpas y barbos. Veamos cual es el comportamiento de estos ciprínidos y cuales son las mejores estrategias para una pesca con éxito, vamos allá!. Las zonas ricas en vegetación son invadidas por insectos que a su vez son un suplemento en la dieta de los ciprínidos, que comen toda clase de invertebrados, acuáticos o terrestres, que eclosionan o que caen al agua por accidente. Las carpas y barbos saben aprovechar esos momentos y el pescador a mosca tiene que conocerlos. Los primeros días soleados de la primavera empiezan a calentar las aguas de los embalses, y según van cogiendo temperatura las capas superficiales, las carpas y barbos suben a la superficie y se acercan a las orillas para degustar toda clase de algas y semillas, pero también insectos. Es el momento que hay que aprovechar para pescar carpas y barbos en superficie.

Esta clase de carpas que comen en superficie (tanto royal como la común) no suelen ser grandes, aunque siempre hay excepciones. Lo aconsejable para pescarlas y disfrutarlas al ciento por ciento, sería hacerlo con equipos para líneas del cinco o del seis, carretes de pesca con buenos frenos y al menos cincuenta metros de capacidad para backing. Normalmente utilizo un equipo para línea del ocho, sencillamente por esas excepciones. Dependiendo siempre del lugar donde pretendamos pescar carpas o barbos, actuaremos de diferente manera, según los hábitos y costumbres de comer que tengan. Hay sitios que son muy fáciles por haber muchas y poca comida para tantas, en estos sitios tienen pesos parecidos y no suelen ser muy grandes, siendo las carpas más normales de uno o dos kilos. En otros pantanos conviven grandes y pequeñas carpas y te puede picar cualquiera de ellas, ya que comen las mismas cosas; en otros será imposible o muy difícil hacerse con tan sólo un un ejemplar, normalmente embalses de aguas frías y profundas, por lo que en poquísimas ocasiones podremos tentarlas en superficie, aunque quizá con más frecuencia podamos hacerlo con los barbos.

Vídeo muy interesante sobre la pesca de carpa con lombríz de tierra

¿Son las carpas un pez selectivo?

No se puede decir que la carpa sea un pez selectivo a la hora de comer, pues irán cogiendo cualquier cosa para saber si es comestible. En los días tranquilos, de aire sobre todo, habrá un momento en el que se pondrán a comer arriba y cualquier imitación o señuelo que les presentemos cerca de sus bocas la tomarán, rigiéndose más por los colores que por las formas. Hay otras situaciones en las cuales se dedican a absorber las concentraciones de partículas y microorganismos que hay en la primera capa del agua y justo por debajo de la superficie, por eso todo lo que ofrezcamos encima del agua lo rechazarán. Aquí, las moscas emergentes cumplirán su papel a la perfección y las tomarán mejor si están en su trayectoria de absorción, por encontrarse justo por debajo de la superficie.

Cuando las carpas o barbos no coman en superficie será imposible hacerlas subir, aunque sí se podrá intentar por abajo.

Carpfishing Una de las tácticas a seguir es esperarlas en estas zonas querenciosas, haciendo primero un pequeño estudio de los posibles insectos de ese lugar para ofrecerles lo más parecido a lo que se supone que van a comer, aunque no es necesario, pues como ya he dicho, no son selectivas. Mi táctica favorita es buscarlas por las orillas e intentar pescar la carpa que yo elijo y no la que primero llegue. Otras veces, las imitaciones sofisticadas de nada nos servirán, pues un simple antrón enrollado en el anzuelo nos bastará, insistiendo una vez más en que es más importante la presentación que la misma imitación, por lo que el pescador que quiera intentarlo debe tener mucha puntería y dulce posada, ya que el primer lance es decisivo. En todas las ocasiones la carpa no va a torcerse para coger nuestra imitación y, dependiendo de cómo actúen ese día, pescando en superficie nos podremos encontrar con diferentes actitudes por parte de ellas.

Trucos para pescar carpas sueltas

Los Secretos de la pesca en el Mar

¿Aún no tienes el mejor libro sobre todos los Secretos de la Pesca en el Mar?

Nadan separadas unas de otras normalmente sin seguir la misma línea y a distancias desiguales. Hay que intuir la trayectoria, con un simple razonamiento visual, y poner la imitación dos metros por delante del pez. En el caso de que la carpa entre derecha a la mosca y rechace, no levantarla del agua enseguida, es mejor esperar un momento para darle tiempo a que se aleje y no se espante. Mirar si viene otra vez en dirección a la mosca antes de intentar lanzar otra vez. Si realizamos bien dicha operación, y en el segundo intento también nos desprecia lo que le ofrecemos, será mejor buscar otro ejemplar. Si cambiáramos la imitación seguramente seguiría rechazando. La excepción que rompe la regla pude comprobarla un día que me obsesioné con una carpa y estuve más de una hora detrás de ella hasta conseguir que tomara mi mosca, eso sí, después de 1 hora…

Bancos de carpas y barbos en superficie

La pesca de carpas Esta vez las carpas o barbos están agrupados y en la superficie, dan pequeñas vueltas siguiéndose algunos ejemplares (de tres a cinco peces), en este caso nunca lanzaremos al centro o grueso del bando, porque espantaremos a las carpas que están a los lados, y a su vez éstas espantarán a las demás; cuando ocurra esto, si tenemos paciencia, veremos cómo se agrupa de nuevo el bando en superficie, al rato proseguirán alimentándose, aunque lo más seguro es que lo hagan a unos metros de distancia de donde estaban antes. Cuando os encontréis en esta situación, es mejor lanzar por fuera del bando, es probable que alguna de las carpas que están dando pequeños rodeos tomen la mosca. Al clavarla se producirá la misma situación anterior, espantándose todas a la vez y produciendo otra vez ese ruido fuerte y al unísono.

Diferencias entre carpa Royal y carpa Común

Cuando las carpas vienen por la orilla en pequeños pelotones, todas quieren ir la primera para elegir la comida (a veces esto mismo pasa con los barbos), es la mejor situación en la que te puedes encontrar para pesarlas. Lanzaremos donde se encuentren dos o tres de ellas e inmediatamente una tomará la imitación para que las otras no se la quiten. Si ocurriera el caso de no ser cogida nuestra mosca, en el siguiente grupo que está justo detrás de las que acaban de pasar tendremos éxito. De las dos especies citadas, carpa común y carpa royal o de espejos, hay que hacer algunas diferencias:

La carpa común es más alargada, la carpa royal es más ovalada y con escamas más vistosas; la común es más fuerte que la royal. A la hora de engañarlas a la mosca, es más fácil con las royal. La común tiene la boca más dura y se clava mejor que la royal, que tiene la boca blanda y membranosa, desclavándose muchas veces si no se prenden de los mismos labios. Ambas especies de carpas son de costumbres pacíficas y de grupo, encontrándose en contadas ocasiones en solitario, dándose más en las comunes. Comen, descansan y se solean al mismo tiempo.

El sigilo, buscar al pez y presentarle con delicadeza la imitación son las tres claves más importantes para pescar carpas y barbos

Este tipo de peces son omnívoros, pues comen toda clase de alimentos, vivos o muertos, como lombrices, algas, gusanos, semillas, insectos acuáticos y terrestres, frutas, cereales, peces, renacuajos, animales muertos y un largo número de materias orgánicas, pudiendo afirmar que todo lo que sea comestible será aprovechado por las carpas. Las he visto atacar a los bandos de pequeñas percasoles y gambusinas tirándose hacia ellas, luego pasan absorbiendo a las que quedan aturdidas, como si de migas de pan se tratara. Además de las imitaciones que usamos para pescarlas a mosca, he podido ver cómo se sacaba algún ejemplar con pez vivo y muerto, cucharilla, vinilo de pesca o popper, etc.

Siempre los mejores resultados los lograban los pescadores de cebo. Principalmente, porque las atraen primero con toda clase de engodos, como maíz, habas o gusanos. Siempre pueden pescarlas más lejos que nosotros, y por supuesto, a mayores profundidades. Nosotros, los pescadores de mosca, no debemos renunciar a pescarlas y algunos días os sorprenderán los resultados. Además, el clavar y pelear con una carpa de dos kilos y un equipo ligero de mosca os aportarán más satisfacciones nuevas, pudiendo romper los esquemas al más purista de los pescadores a mosca. Personalmente, si me dieran a elegir entre pecas criados en cautividad (truchas repobladas) o un día de carpas en superficie, no me lo pensaría y pescaría las carpas. Si a ello unimos la fuerza que tienen estos ciprínidos y el largo poderío que desarrollan durante la pelea, os puedo asegurar que pescar carpas en superficie es apasionante, siendo otra de las alternativas para los amantes de la pesca a mosca. Cuidarlas y soltarlas, pues os proporcionarán maravillosos días, viva la captura y suelta!

La pesca de carpas a fondo


Vamos directos al grano, en esta segunda técnica sobre el carp fishing hablamos sobre como pescar carpas a fondo para principiantes y personas que empiezan en esta modalidad, y por tanto no quieren liarse con datos técnicos y prefieren ir al grano y leer datos reales y experiencias propias para luego poder aplicarlas en las jornadas de pesca.

El equipo de pesca para carpas

Utilizar un par de cañas baratas de cierta potencia (de 100 a 150 gramos de acción), y como novedad técnica podéis poner unos elásticos, de los que se utilizan en las cañas de pesca al coup, a los cebadores para así mitigar lo máximo posible el primer “arreón” de la carpa, ya que al pescar con el clip puesto, el recorrido del freno es escaso, llegando al anterior muy pronto si no andas muy pendiente. Nos gusta denominar a esta modalidad: carpfishing agreste (mitad fondo tradicional, mitad moderno feeder).

La técnica del carpfishing

Esta pesca, pese a parecer sencilla, si lo queremos hacer medianamente bien no lo es tanto, pero con un poco de práctica se llegará a dominar sin ningún problema. Se basa en la precisión y de hacer un buen cebadero para las carpas del mismo modo que se hace practicando la pesca al coup o a inglesa; en esta técnica la única diferencia es que el lugar donde hagamos comer a los peces, o pesquil, lo deberemos hacer con un cebador.

¿Cómo haremos tal cosa? En la jornada que nos ocupa lo haremos con el clip.

¿Qué es esto? A los pescadores expertos no habrá que explicárselo, pero a los neófitos que empiezan en este mundillo puede que sí.

Este clip es una especie de pestañita de plástico que está adosada en el tambor del carrete y que la mayoría sólo utiliza para sujetar o anudar el sedal para que así no se salga al plegar o recoger la caña. Pues mira por donde tiene más virtudes y aprovechamientos, y el más estimado es para la pesca de carpas a fondo. Eso sí, hay que utilizarlo con peces no excesivamente grandes pues si no la fuerza y el empuje de éstos romperían el sedal al llegar a su tope con el clip, o incluso éste mismo.

¿Cómo se pesca a fondo con cebador y con el clip?

Clip del carrete pesca de carpasLo fundamental es procurar lanzar siempre al mismo punto para así hacer, como hemos dicho, el cebadero. De esta manera tomamos un punto de referencia y hacemos un primer lance potente con el cebador ya cargado de engodo. Es aquí donde anclaremos el sedal al clip para que en los posteriores lances siempre pesquemos a la misma distancia. Así que, teniendo el punto de referencia y la distancia, sólo será cuestión de ir metiendo periódicamente un cebador cuando creamos que el engodo ya se ha separado del mismo, y así hacer un pesquil donde vayan a comer los ciprínidos. Si hacemos esto correctamente pronto empezaremos a tener picadas. Fundamental la precisión, ya que si cada vez lanzamos a un sitio distinto las carpas no se concentrarán en el punto que nosotros queremos pescarlas y se diseminarán, como el engodo, por todo el escenario, siendo más casual su captura que otra cosa.

¿Cómo pescar carpas en otoño?

Cañas de carpfishing Es importante saber como se comportan las carpas en otoño, conocer sus particularidades estacionales y su comportamiento ante la llegada del frío invierno aumentará tus probabilidades de pescar una de ellas. El comportamiento de algunas especies como las carpas depende, en muchas ocasiones, de las condiciones meteorológicas que acompañan a nuestras jornadas de pesca. Se podría decir que las carpas gozan de un ‘sexto sentido’ que les hacer ser capaces de detectar y prever cualquier cambio climático con antelación. Por ello, es normal acudir a pescar unos días antes de la llegada de un frente frío y, aunque las condiciones de ese momento sean favorables, notar cómo en un momento las picadas caen de pronto y sin previo aviso. En estos casos no te alarmes pues no vas a encontrar una explicación lógica en el mismo momento, sino unas horas después o incluso al día siguiente ya que el tiempo cambiará bruscamente, algo que los peces notan mucho antes que nosotros por lo que se apresuran a refugiarse. Esto puede ocurrirte tanto si practicas pesca deportiva como submarinismo.

Las carpas en concreto se retiran a zonas con aguas más profundas y resguardadas del temporal donde la temperatura es más cálida y estable que en otras zonas más superficiales. La carpa cuenta con un metabolismo de sangre fría, por lo que la bajada de la temperatura del agua va a ralentizar su metabolismo y su proceso de digestión. De este modo, la actividad de la carpa bajará mucho pues su consumo de energía necesario para sobrevivir es escaso, no precisarán de un aporte energético superior para hacerlo. Es por ello por lo que las carpas se dedican a buscar la mayor cantidad posible de nutrientes para acumular las reservas necesarias para afrontar el largo y duro invierno. Y esto hace que las semanas previas a la entrada del invierno sea la oportunidad perfecta para obtener los mejores resultado ya que las carpas alcanzan su máximo peso justo en este momento.

5 Consejos o trucos infalibles para el carpfishing

Pescar carpas es una de las principales aficiones de pescadores de medio mundo, se trata de una especie que genera mucha adicción a pesar de la dificultad de conseguir sus picadas. Largas y frías noches, además de días de incesante calor acompañarán tus jornadas de pesca si son carpas lo que quieres capturar. A continuación describimos unos breves y útiles consejos para conseguir pescar más carpas: trucos infalibles que deberías tener en cuenta siempre que salgas a pescar

  1. Cuidado con los movimientos y ruidos: la carpa es uno de los peces más tímidos y precavidos, son capaces de detectar la presencia de cualquier pescador que se le acerque, así que más te vale ser sigiloso si no quieres que sea la carpa quien te capture a ti. Es muy importante mantener vuestras líneas de pesca reposando completamente planas sobre el fondo del lago, ya que muchos cometen el error de mantenerlas demasiado tensas y así lo único que se consigue es que se quede en el fondo y permanezca quieta, siendo treméndamente más difícil de detectar para las carpas.
  2. No prestes demasiada atención a los detalles del montaje: no malgastes tu preciado tiempo de pesca en eso, es mejor que te centres en otros aspectos. Solamente será crucial el montaje en aquellas aguas donde la presión de la pesca sea muy grande.
  3. Mantente activo: los pescadores de carpas han de mantener una pesca activa para darse cuenta de algunos detalles, como el cambio de emplazamiento de las carpas en amaneceres y atardeceres, cuando boquean en la superficie. Éste es un perfecto indicador para saber dónde podremos colocar el cebo y conseguir de esta manera aumentar el número de picadas. No te duermas… ¡Los ojos muy abiertos!
  4. Domina otras técnicas: como la pesca con flotadores o la pesca en superficie, así podrás combinarlas y aplicarlas para aumentar significativamente el número de picadas. Especialmente en la picada de la pesca deberás conocer su actitud ya que, algunas veces podrás hacerte con ella con un simple trozo de galleta, cuando se encuentran en superficie, y otras veces que se encuentren más sumergidas las podrás capturar con ayuda de cebos en flotadores.
  5. Busca un buen lugar: ten en cuenta que el tiempo que gastes buscando a los peces será tiempo bien invertido ya que, obviamente, incrementará notablemente tus capturas. Para hacerlo con más precisión basta con usar algún sónar de profundidad o mapa de la zona. Algunas leyes fijas nos indican que, por ejemplo, en primavera las carpas tenderán a ubicarse allá donde se encuentre más caliente el agua.

¿Cual es el Récord Guinness de pesca de carpas?

Record Guinnes pesca de carpasTe contamos todos los detalles de la última mayor captura jamás registrada de carpas, conoce la historia de Keith Williams y la carpa de…. ¡¡60,78 kg!!. Un turista británico ha conseguido batir un Récord Guinness de pesca al haber conseguido capturar el pez más grande del mundo. La especie fue capturada en Krabi, Tailandia y se trata de una carpa con un peso de, nada más y nada menos, 60,78 kilos… ¡Menudo ejemplar! Para conseguir capturar esta gran carpa el pescador inglés, Keith Williams, lidió con la pieza durante más de 25 minutos hasta conseguir capturarla en el día de su cumpleaños. Probablemente se tratase de un golpe de suerte con el que Williams reaccionó a lo grande, quedándose en estado de shock. Y es que no es para menos su reacción, pues es prácticamente imposible ver ejemplares de carpas de semejante peso y dimensiones.

Su esposa afirmó que: “podía sentir en sus huesos que iba a coger un pescado especial”


Para hacer oficial gran captura se necesita aún el veredicto de la “Game Fish Asociation” que ratificará este hallazgo elevándolo a la categoría de Récord Guiness mundial. Este pescador inglés ha conseguido superar la anterior marca en casi 10 kilogramos más, perteneciendo el anterior récord mundial a Terry Mather que consiguió capturar una carpa siamesa de 51 kilogramos… ¡Ahí es nada!

¿Cuál ha sido vuestra mayor captura?

¿Tenéis ambición de superar el peso y la medida de las especies que sacáis del agua?

¿Qué os ha parecido esta noticia?

Vídeo impresionante sobre la pesca de carpas ¡GIGANTES!

Si te ha servido de ayuda compártelo con tus amig@s, gracias! 😃

¿Nos das 5 estrellas? 🙂
[Total: 12 Media: 4.3]
Resumen:
Fecha de revisión:
Artículo revisado:
【COMO PESCAR CARPAS】Grandes y Gigantes - EsPesca
Puntuación:
51star1star1star1star1star
Llévate la Guía de Nudos de pesca... GRATIS! 🎁
Signup today and receive free updates straight in your inbox. We will never share or sell your email address.

Deja un comentario